domingo, 26 de octubre de 2014

Como siempre, mucho color, aroma y sabor en la paleta de vinos del Nuevo Mundo

 "Un buen vino es como una buena película: dura un instante y te deja en la boca un sabor a gloria” es nuevo en cada sorbo y, como ocurre con las películas, que se ven una y otra vez, nace y renace en cada degustación.» Federico Fellini  

Por Marina La Forgia

Las gondolas de la SAQ me siguen deparando muy gratas sorpresas. Hoy en particular hago hincapié en tres buenas propuestas del Nuevo Mundo con vinos bien frutados, agradables y envolventes. Tal como son, bien seductores, la experiencia de degustarlos me fue dejando un poco de ese sabor a gloria, parafraseando a Fellini...

Un gran vino sudafricano

Se trata del vino tinto de la bodega Nederburg Manor House. Un Cabernet-Sauvignon de gran cuerpo que desborda justamente de notas aportadas por la madera: vainilla, caramelo y tabaco. Además, tanto en nariz como en boca se siente los frutos negros bien maduros hechos casi una mermelada, además del pimiento y el cuero, dos descriptores típicos del cabernet sauvignon. Es un vino muy intenso y delicioso, tan seductor como equilibrado. Es muy untuoso y envolvente en boca. Inolvidable. Su precio, $16.95 y puede acompañar perfectamente un cordero, unas brochettes de lomo o un salteado bien jugoso y especiado.

De Chile, un exponente fiel a su estilo

En vinos tintos y en Merlot, les acerco otra muy buena propuesta. Si desean ir al descubrimiento de un exponente de la tipicidad al mejor estilo chileno, pues tienen simplemente que descorchar una botellita del Cousiño Macul. Un vino ideal para acompañar esos platos donde una carne bien condimentada y jugosa es protagonista. Los vinos de esta bodega del valle del Maipo son a mi criterio vinos bien elaborados y elegantes. En particular, su Merlot Antiguas Reservas es un excelente vino, con gran estructura, cuerpo y personalidad. Sobresalen sus notas de frutos como el casis, el arándano, esos frutos de bosque bien negros y sabrosos, ademas de tabaco y cuero. Al ser un vino que ha pasado por madera, también se sienten las notas acarameladas de la barrica. Muy bien logrado, con calidad y precio imbatibles. La variedad en su maxima expresion!


Un vino blanco australiano abordable y envolvente

En blancos, les sugiero un muy buen vino australiano: Hardys Stamp Chardonnay-Semillon. Es un vino bivarietal de solamente 13 dolares y tan generoso...Nos ofrece unas notas muy agradables y refrescantes de flores como el jazmín y de fruta como el durazno o la pera. Tiene una acidez muy suave y hasta me atrevo a decir también que fue hecho para gustarle a todo el mundo. Así es el estilo australiano en general, vinos jóvenes, mucha fruta y muy seductores. I  love it!

1 comentario:

  1. That is an extremely smart written article. I will be sure to bookmark it and return to learn extra of your useful information. Thank you for the post. I will certainly return.

    ResponderEliminar